Saltar al contenido

¿Qué es la Eficiencia? – Definición de Eficiencia

La eficiencia significa un nivel máximo de rendimiento que utiliza la menor cantidad de entradas para lograr la mayor cantidad de salidas. La eficiencia requiere reducir el número de recursos innecesarios utilizados para producir un determinado resultado, incluido el tiempo y la energía personales.

Se trata de un concepto mensurable que puede determinarse utilizando la relación entre la producción útil y el total de los insumos. Reduce al mínimo el desperdicio de recursos tales como materiales físicos, energía y tiempo mientras se logra el resultado deseado.

La eficiencia es la reducción fundamental de la cantidad de recursos desperdiciados que se utilizan para producir un determinado número de bienes o servicios (producción).
La eficiencia económica es el resultado de la optimización del uso de los recursos para servir mejor a una economía.
La eficiencia del mercado es la capacidad de que los precios reflejen toda la información disponible.
La eficiencia operativa es una medida de la medida en que las empresas convierten las operaciones en beneficios.

¿Qué es el índice de eficiencia bancaria?

El índice de eficiencia bancaria es una medida de los gastos generales de un banco como porcentaje de sus ingresos.

¿Qué es la Eficiencia Económica?

La eficiencia económica es cuando todos los bienes y factores de producción de una economía se distribuyen o asignan a sus usos más valiosos y se eliminan o minimizan los desechos.

La eficiencia económica es cuando todo recurso escaso en una economía se utiliza y distribuye entre los productores y los consumidores de manera que produzca el mayor rendimiento económico y beneficio para los consumidores.

La eficiencia económica puede entrañar decisiones eficientes de producción en las empresas e industrias, decisiones eficientes de consumo por parte de los consumidores individuales y una distribución eficiente de los bienes de consumo y producción entre los consumidores y las empresas individuales.

La eficiencia de Pareto es cuando cada bien económico se asigna de manera óptima a la producción y el consumo, de modo que no se pueda hacer ningún cambio en el arreglo para que alguien se mejore sin que otro se empeore.

¿Qué es la Eficiencia de Mercado?

La eficiencia del mercado describe lo bien que los precios integran la información disponible. Así pues, se dice que los mercados son eficientes cuando toda la información ya está incorporada en los precios, por lo que no hay manera de «ganarle» al mercado, ya que no se dispone de valores infravalorados o sobrevalorados.

La eficiencia del mercado fue descrita en 1970 por el economista Eugene Fama, cuya hipótesis de mercado eficiente (HME) afirma que un inversor no puede superar al mercado, y que las anomalías del mercado no deben existir porque serán inmediatamente arbitradas.

Los impactos de la eficiencia

Una sociedad eficiente está mejor capacitada para servir a sus ciudadanos y funcionar de manera competitiva. Los bienes producidos eficientemente se venden a un precio más bajo.

Los avances como resultado de la eficiencia han facilitado niveles de vida más altos, como el suministro de electricidad y agua corriente a los hogares y la posibilidad de viajar. La eficiencia reduce el hambre y la malnutrición porque los bienes se transportan más lejos y más rápido. Además, los avances en la eficiencia permiten una mayor productividad en un menor tiempo.

La eficiencia es un atributo importante porque todos los insumos son escasos. El tiempo, el dinero y las materias primas son limitados, y es importante conservarlos manteniendo un nivel aceptable de producción.

Una mirada histórica

Los avances en la eficiencia económica han coincidido a menudo con la invención de nuevas herramientas que complementan la mano de obra. Los primeros ejemplos incluyen la rueda y el collar de caballo. Una collera de caballo redistribuye el peso en el lomo del caballo para que el animal pueda llevar grandes cargas sin ser sobrecargado.

Las máquinas de vapor y los vehículos de motor que surgieron durante la Revolución Industrial permitieron a la gente moverse más lejos en menos tiempo y contribuyeron a la eficiencia en los viajes y el comercio. La Revolución Industrial también introdujo nuevas fuentes de energía como los combustibles fósiles, que eran más baratas, más eficaces y más versátiles.

Movimientos como la Revolución Industrial también trajeron consigo eficiencias en el tiempo. Por ejemplo, el sistema de fábricas, en el que cada participante se centra en una tarea en la línea de la fábrica, permitió que las operaciones aumentaran la producción y a la vez ahorraran tiempo.